¿La vida inicia en el instante de la concepción o del alumbramiento?

Sociedad y derecho

Para el derecho es de la mayor relevancia determinar a partir de

cuando una persona se considera como tal, pues será desde ese

momento en el que esta se convierte en receptora de derechos y

protección estatal.

Quienes están a favor del aborto sostienen la tesis de que el feto

en gestación no se puede considerar un ser humano aún, sino hasta que

nace, por lo que está permitido interrumpir el embarazo sin que ello sea

considerado "matar", ya que todavía no hay vida.

Para los que sostienen la opinión contraria, para ellos, la vida

inicia desde el momento de la concepción, luego entonces, acabar con la

preñez es lo mismo que cometer homicidio.

Nuestro propio sistema jurídico mexicano está polarizado en ese

tema, ya que, en algunos Estados de la República el aborto está

permitido en ciertos casos y en otros en ninguno.

La tesis aislada relevante número I.11º.A.9 A (10ª), de

rubro: "PENSIONES Y/O COMPENSACIONES DERIVADAS DE LA LEY DEL

INSTITUTO DE SEGURIDAD SOCIAL PARA LAS FUERZAS ARMADAS.

INTERPRETACIÓN DEL TÉRMINO "PROCREAR" PARA SER BENEFICIARIO

DE DICHAS PRESTACIONES, TRATÁNDOSE DEL CONCUBINATO", emitida

por los Tribunales Colegiados de Circuito, analiza el artículo 38, fracción

II, de la Ley del Instituto de Seguridad Social para las Fuerzas Armadas

Mexicanas, desde la perspectiva del beneficiario de las pensiones y/o

compensaciones derivadas de dicho ordenamiento.

Dicha ley determina que, se considera como familiar del militar a

la concubina o al concubinario, pero lo condiciona a que hayan

permanecido libres de matrimonio durante su unión y haber tenido vida

marital durante los cinco años consecutivos previos a la muerte de

aquél, o bien, a que durante su relación de concubinato hubieran

procreado hijos.

El tema analizado por la tesis, no como el central, pero sí fondo,

es la "procreación" y sus consecuencias legales.

La criterio realiza un estudio e interpretación del artículo de la Ley

del Instituto de Seguridad Social para las Fuerzas Armadas Mexicanas

bajo el principio constitucional pro persona, concluyendo que el término

"procrear" no debe interpretarse únicamente respecto del producto de la

concepción nacido vivo durante las veinticuatro horas posteriores al

alumbramiento, sino que debe incluir al resultado de la fusión

espermatozoide-óvulo, aun cuando no hubiera sido viable ésta.

Para el criterio jurisdiccional mencionado, el hijo nace a la vida

jurídica desde el momento de la "procreación", sostiene por ello que, al

darse ésta, existirá concubinato para los efectos señalados, sin que

importe ya si el militar y su pareja, libres de matrimonio, tengan menos

de 5 años de vivir juntos previos el fallecimiento de aquel, pero

también, muy importante, que seguirán considerándose concubinos y

derechohabiente a la pensión y compensaciones, aunque el feto no

hubiera nacido vivo.

Podemos, por tanto, sostener con total certeza que, para efectos

de la Ley Federal de las Fuerzas Armadas analizada y, en la opinión de

los Tribunales Colegiados de Circuito que emitieron el criterio aquí

expuesto, "la vida inicia a partir de la procreación o concepción",

considerando al producto desde ese instante como un ser humano y por

ello, sujeto de la protección de las leyes.

Como siempre un placer saludarlo, esperando que estas pocas

letras hayan sido de su agrado y sobre todo de utilidad ¡Hasta la

próxima!



NOTAS RELACIONADAS

Por: Juan Bautista Lizarraga / Febrero 11, 2020
Por: Claudia LUNA PALENCIA / Febrero 11, 2020
Por: Mario Palacios Romero / Febrero 11, 2020