Crónicas de una gran pantalla ¿Por qué ´más grande´ es mejor cuando se trata de un televisor?

Crónicas de una gran pantalla ¿Por qué ´más grande´ es mejor cuando se trata de un televisor?
Desde grandes servicios de streaming hasta videojuegos cinemáticos, nunca había habido tantos contenidos increíbles a la espera – así como nunca había habido tantas razones para experimentarlos en un televisor de pantalla grande.
 
Teniendo en cuenta que se puede esperar razonablemente que la mayoría de los televisores dure entre 5 y 10 años, cuando se compra el próximo televisor, conviene asegurarse de que es una buena inversión a largo plazo. 
 
A medida que pasa el tiempo, muchos usuarios informan que lamentan no haber comprado un televisor de pantalla más grande. Hoy quieren una imagen más grande e inmersiva, lo que puede explicar por qué, según una reciente investigación de segmentación del consumidor realizada por Samsung Electronics, los consumidores clasifican el tamaño de la pantalla como una razón importante para cambiar de televisor, y por qué este año los expertos predicen que las ventas de televisores de 75 pulgadas y más aumentarán 17 %, y las ventas de televisores 8K crecerán 110 %.¹
 
Los beneficios de comprar un televisor de pantalla grande son tan claros como las imágenes inmersivas de las pantallas espaciosas. Echemos un vistazo más de cerca a algunas de estas ventajas. 
 
  • Realismo del siguiente nivel
 
Puede sonar simple, pero es cierto: cuanto más grande sea la pantalla del televisor, más fácil será apreciar su calidad de imagen. 
 
La clave está en el equilibrio entre tamaño y resolución – la cantidad total de pixeles que contiene la pantalla. Cuanto más grande es el televisor, más importante se vuelve su resolución. Un equipo de ultra alta resolución como QLED 8K de Samsung incluye 33 millones de pixeles en su pantalla. Esta alta resolución hace que los pixeles sean imperceptibles en un televisor de pantalla grande – amplificando el efecto de inmersión y ofreciendo una imagen grande y más realista.
 
Con esto en mente, es fácil ver por qué los usuarios califican constantemente el tamaño de la pantalla como uno de los factores más importantes que influye en su decisión de compra, así como también es fácil ver cómo una pantalla grande de alta resolución lleva todo al siguiente nivel, desde mirar películas hasta jugar.
  
  • Ver películas como nunca antes
 
Con Samsung es posible vivir una experiencia de cine desde la comodidad de la sala.
 
Un televisor de pantalla grande y alta resolución es ideal para disfrutar de películas al nivel de detalle para el cual fueron diseñadas. Esto incluye películas en 4K Ultra-HD Blu-ray, así como contenidos de una lista cada vez mayor de servicios de streaming. Los efectos especiales se ven más espectaculares, y los momentos cinematográficos se vuelven mucho más impresionantes.  
 
  • Videojuegos: una experiencia inmersiva
 
Las consolas de videojuegos actuales son excepcionalmente potentes y capaces de admitir un juego increíblemente detallado, y cuando se combina con un televisor de pantalla grande, la acción se vuelve aún más inmersiva. 
 
Los televisores QLED de Samsung ofrecen una experiencia de gaming extraordinaria, gracias al Modo de Juego Automático (Auto Game Mode), una función incorporada que analiza automáticamente los dispositivos de juego conectados y optimiza la configuración del televisor para que sea lo más detallado, fluido y realista posible.
 
  • Ver deportes como en el estadio
 
Cuando se ven deportes, un televisor de pantalla grande transforma el sofá en el mejor asiento de la casa. La capacidad de percibir más de la acción y con más detalles hace sentir como si se estuviese allí, en el estadio, animando al equipo favorito.
 
  • Disfrutando el entretenimiento educativo
Una de las tendencias más importantes en los televisores de hoy ha sido el aumento del entretenimiento educativo. Con tantos estudiantes aprendiendo desde casa en los últimos meses, los televisores se han convertido en herramientas valiosas para despertar la curiosidad de los jóvenes. Un televisor de pantalla grande ofrece una ventana más grande para explorar una amplia gama de temas interesantes.
 
Los televisores QLED de Samsung – parte de la amplia gama de Smart TV de la compañía – ofrecen entretenimiento para todas las edades. Hacen que todo, desde la navegación web hasta la grabación de programas, sea simple y conveniente, y cuentan con una Guía Universal intuitiva, que ofrece a los usuarios recomendaciones personalizadas basadas en su historial de visualización.
 
Temas para considerar
 
Si se piensa en actualizar el televisor, aquí hay algunos puntos a tener en cuenta antes de realizar la compra:
 
» Tener sentido de la proporción
 
En caso de no saber cómo se vería un televisor de pantalla grande en el hogar, ésta es una idea útil: usar una cinta métrica para crear un esquema del tamaño del televisor que se está pensando colocar en la habitación. También se puede consultar el GIF anterior para ver con qué facilidad un televisor de 75 u 85 pulgadas puede caber en la sala.
 
» Recordar que la inmersión es clave
 
Al comprar un televisor de pantalla grande, asegurarse de que la pantalla que se elige ofrecerá la experiencia más inmersiva posible.
 
Los televisores QLED 8K de Samsung combinan una alta resolución con innovaciones de vanguardia como el Procesador Cuántico 8K para ofrecer a los usuarios lo último en términos de calidad de imagen y entretenimiento en el hogar. Están disponibles para explorar en www.samsung.com/mx/tvs, donde también se puede encontrar información sobre la gama completa de ofertas de Smart TV de la compañía, incluido QLED 4K.


MÁS SOBRE Ciencia y Tecnología